3 Trucos caseros para quitar el óxido de puertas, ventanas y otras superficies de tu hogar

El óxido es un fenómeno natural en los metales como el acero y el hierro cuando se exponen a grandes cantidades de humedad.

No obstante, es muy importante detener este problema para evitar el deterioro, especialmente de puertas y ventanas, las cuales están más expuestas a distintos elementos, como la humedad.




A continuación, te mostramos cómo quitar el óxido de superficies de metal utilizando ingredientes caseros.

1. VINAGRE

El vinagre blanco es un excelente ingrediente para limpiar el óxido. Lo que tienes que hacer es empapar la zona que quieras limpiar y dejar reposar por varias horas. Después, limpia con un trapo limpio y verás cómo el óxido habrá desaparecido.

2. LIMÓN Y SAL

El limón y la sal son excelentes para retirar el óxido a profundidad. Lo que tienes que hacer es cubrir la zona con sal y agregar jugo de limón. Deja actuar por varias horas y retira con un cepillo de dientes.



3. BICARBONATO DE SODIO

El bicarbonato de sodio puede ayudarte a dejar tus puertas y ventanas como nuevas, sólo mezcla con un poco de agua hasta quedar como una pasta y unta en la zona oxidada. Permite actuar por unos minutos y retira con un cepillo de dientes para que se desprenda fácilmente.

Si te gusta nuestro contenido compártelo

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí