4 Trucos para que tus Plantas florezcan todo el año

Te ha pasado alguna vez que has comprado una planta, pero con el tiempo notas que ya no florece, y que incluso no vuelven a salir más flores.

Esto puede deberse a muchas causas, pero las que más destacan son la luz, los nutrientes, el agua, la temperatura y la humedad.




A continuación, te mostraremos 4 trucos efectivos que te ayudarán a que tus plantas logren crecer fuertes y saludables.

Truco Número 1: El té

Cuando tomes té, nunca tires los saquitos o las hebras que te queden. Estos serán tus aliados para abonar la tierra, es muy efectivo en el caso de los rosales. Para que las plantas florezcan rápidamente deberás sacar todas las flores que ya se han secado para darles espacio a las nuevas y así continuar su proceso.

Truco Número 2: La canela

Para este truco tendrás que abastecerte de 2 ramitas de canela, y si no consigues canela en polvo también sirve. Espolvorea por alrededor de toda la raíz de la planta para luego rociar toda la planta, incluida la parte de la tierra donde has colocado la canela. Con la ayuda de un algodón o un trapo absorbente, apóyalo por el sector regado y trata de que este absorba el excedente de agua. La canela es gran generador de nutrientes y puedes repetir esta operación al menos 1 vez por semana. Crecerán tus plantas sanas y llenas de flores.

Truco Número 3: Las cáscaras






Busca los residuos de las bananas, en su caso las cáscaras. También junta las cáscaras de al menos 4 huevos y agrégales la borra del café. Procede ahora a licuar todo junto y obtendrás una pasta que será el mejor nutriente para que tu planta crezca muy vital y se llene de flores.

Truco Número 4: Los clavos

Los nutrientes que deben tener las plantas en su tierra son la base para un buen crecimiento y floración. Por lo tanto, sabemos que los clavos oxidados exceden en cantidad de hierro. Es por eso que son nuestros mejores aliados para las plantas. Para que esto de resultado, deberás colocar en la tierra bien cerca de tu planta al menos 3 o 4 clavos, así el hierro se irá oxidando por el proceso del riego y esa oxidación hará que largue a la tierra el hierro que poseen. Este es un excelente nutriente extra que favorecerá enormemente a tu planta.

También, es importante tener presentes algunos conceptos básicos que ayudarán a que tus plantas crezcan con fuerza, sanas y con muchas flores:

1. Un buen drenaje

Cada planta viene en general en una maceta de plástico o barro, pero de muy pequeño tamaño, esto es así para que cuando la tengas en tu hogar la plantes en la maceta o tierra que ya hayas preparado de antemano. Para ello siempre piensa que la tierra es el alimento y el medio que hará que tu planta crezca fuerte y con normalidad. Para esto deberás de propiciar un muy buen drenaje, si es maceta debe tener un agujero en el fondo o base, y si es directo en tierra, ten cuidado de no colocarla en lugares en los cuales puedas encontrar piedras o ramas que puedan obstruir la salida del agua cuando riegues. Si las riegas y no has tenido presente esto, tu planta o mejor dicho sus raíces se llenarán de agua que no filtrará y terminarán pudriéndose. Una buena forma para que siempre florezcan, es tenerlas en los mejores lugares que hagan fluir el agua. Puedes colocarle un buen sustrato en la base y encima poner la tierra y plantar tu planta. Para ello puedes colocar perlitas, arcilla o greda volcánica.

2. Trasplantarlas cada cierto tiempo

Pueden no florecer por falta de nutrientes o también por falta de espacio. En este último caso, es sencillo darte cuenta que tu planta no tiene el mismo tamaño de cuando la compraste, por lo que al haber crecido, sus raíces también se han alargado y necesitan mucho más espacio. Por lo tanto, para que continúen con un buen proceso de floración, será necesario que cada cierto tiempo la cambies de lugar, dándole una maceta de mayor tamaño. Puedes darte cuenta de esto, porque si levantas la maceta notarás que las raíces han comenzado a aparecer por el agujero del drenaje. Trata de hacer este proceso en primavera, elige una maceta mas alta y ancha que la que tenía, ponle un buen sustrato y coloca con cuidado tu planta, y para terminar, agrégale más tierra fértil.

Si te gusta nuestro contenido compártelo

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here